La caída de pelo en otoño

file401256841875

Llega el otoño y el pelo empieza a caer a manojos, o al menos eso me pasaba a mí hasta hace poco. Da igual lo que hiciera o los consejos que siguiera porque en cuanto me peinaba se quedaba media melena enganchada en el cepillo. Hoy por hoy eso no me pasa tanto y quiero trasladaros mi experiencia. Una de las primeras cosas que hice fue pasar a una buena marca y alejarme de los productos de mala calidad. Ahora siempre compro productos de peluquería en tiendas que me ofrezcan la confianza que necesito y últimamente lo hago de manera online, donde puedes hacer tu pedido sin moverte de casa de manera cómoda y sencilla.

No es nada extraordinario que se nos caiga el pelo en esta época del año. Hay muchísimos estudios sobre el tema que han intentado explicar las principales causas por las que esto ocurre. El diario “El Mundo” respondió a muchas de estas preguntas en un artículo hace poco más de una semana que os aconsejo que leáis para entender un poquito más sobre el tema. Se llama “¿Por qué se cae el pelo en otoño?” y es del día 20 de este mes.

Una de las primeras cosas que averigüé fue que el pelo tarda tres meses en caer desde que se muere, es decir, que tú puedes tener pelo muerto colgando de tu coleta varios meses hasta que éste se desprende de tu cuero cabelludo y cae por si sólo. La verdad es que si me paro a pensarlo me da hasta repelús porque al fin y al cabo a todos nos da un poco de asco ver pelo en casa aunque sea en el baño, así que llevarlo muerto encima durante tres meses no es algo demasiado agradable.

Por otro lado, a no ser que la cosa se ponga demasiado escandalosa, debemos pensar que no es pérdida de cabellos sino que es renovación. Lo que ocurre es que el pelo viejo muere y cae para dejar hueco al nacimiento de nuevos cabellos así que aunque parezca alarmante es algo positivo porque tendrás el pelo más sano que antes en cuestión de meses. Es un proceso cíclico que ocurre todos los años aunque la mayoría de nosotros no lo sepamos y nos asustemos al ver demasiados pelos que se caen de nuestra cabellera.

Pero lo que es realmente importante es llevar un control o un pequeño seguimiento. Lo que quiero decir es que si es normal que se caiga el pelo en otoño no debemos preocuparnos demasiado a no ser que la pérdida sea alarmante pero si vemos que empieza a caernos el pelo en verano o en primavera lo que debemos hacer es controlarlo y comprobar que no es nada exagerado porque a veces, si esto ocurre, basta con cuidarnos un poco más y usar buenos productos tal y como he hecho yo para apreciar el cambio positivo.

Deja un comentario