Un hotel de lujo encontrado por Internet

Tengo que reconocer que al principio no creía en las búsquedas por Internet. Me fiaba más del famoso ‘boca a boca’ que de lo que pusiera cualquier usuario en los foros. Me había dado cuenta de que cualquier persona podía valorar su estancia en un hotel o en un restaurante como le diera la gana. Incluso me llegaron a decir que mucha gente de la competencia lo valoraba a peor. Lo que está fuera de recibo son esas personas que acuden a un sitio y si no les das algo gratis, te dicen que te harán una crítica negativa en su blog de turno o en su Instagram. Siempre me acuerdo de la historia de Dabid Muñoz cuando un influencer pretendió comer gratis en su famoso restaurante. Por eso no me gustaban estas cosas.

Ahora bien con la llegada de algunas plataformas muy serias, donde tienes que registrarte y dar datos personales, he podido comprobar que sirven y de mucho. Cuando ves que en un restaurante se han realizado 100 comentarios y 10 son excelentes, 70 son muy buenos, 10 normales y 10 pésimos. Pues oye, empiezas a creer que tanta gente  no puede estar confundida. Ahora bien, yo soy de los que pienso que los extremos son malos para todo. Por eso me fio más de los comentarios que lo catalogan como ‘Muy bueno’ o ‘Normal’, que de los que dicen que son excelentes o pésimos.

En este caso, nunca pensé que iba a encontrar uno de los mejores hoteles de lujo gracias a Internet. Fue por casualidad, buscando alojamiento para un congreso de médicos que se iba a celebrar en Barcelona cuando coincidí con Mercer Hoteles. Los comentarios eran muy llamativos, porque aquí no había malos, muy malos o normales, aquí se pasaba del excelente al muy bueno. Y algunos decían que porque no podía haber algo mejor, sino, lo hubieran votado.

Así, decidí a reservar mi estancia en el hotel que tienen en Barcelona. Vaya gozada. Este hotel de lujo de Barcelona tiene un gran valor histórico que le convierte en un hotel capaz de satisfacer las expectativas de los clientes más exigentes. Son muchos los aspectos a destacar de este lugar, que fue finalizado por el arquitecto Rafael Moneo. Pero si por algo se caracteriza Hoteles es por ubicar sus hoteles de lujo en Barcelona en los centros históricos de las ciudades.

Hotel familiar

Si sois una familia, en la Junior Suite, la habitación permite poner una cama adicional para 1 adulto o niño a partir de 2 años y tiene una cuna disponible para bebes entre 0-2 años. Todo ello con suelo de madera, ducha acristalada con efecto lluvia e incluso algunas disponen de bañera de diseño integradas en la habitación.

Pero sin duda, la gran joya de la corona es la Gran Suite. Con más de 150 metros cuadrados, ubicada en la zona noble del edificio y es la suma de dos habitaciones. En este espacio privilegiado, los ocupantes se verán sorprendidos por una galería gótica que mira a la calle Lledó y por unas columnas de piedra que rematan la fachada. Una habitación a la altura de este lugar que puede presumir de ser uno de los mejores hoteles de lujo en Barcelona. Una ciudad donde hacerse un hueco no es fácil dada la gran presencia hotelera.

Restaurante

Pero si especial es su estructura, no le va a la zaga lo que se puede disfrutar dentro. Por ejemplo, el Mercerino Restaurant Barcelona  donde se encuentra al frente Rubén Barrios. Allí traslada su pasión en los fogones y presenta una cocina creativa donde los platos son reconocibles en un espacio único.

Solo tengo buenas palabras para ellos. Además todo gestionado con mucho gusto por personas muy profesionales. No es la primera vez que he ido a un hotel donde todo era de 10, pero el personal era de 0. Por eso, aprovecho esta página para recomendar este hotel si tenéis que hacer un viaje de negocios o familiar a alguna de las ciudades donde tienen presencia. Como has visto, nunca pensé que por Internet encontraría este hotel. Ahora ya me fío mucho más de lo que piensa el resto de la gente. Espero que conmigo hagáis lo mismo.